ELFOS DE LA TIERRA MEDIA

Preaviso para escribirmeHistoria de los elfos que no fueron a Aman, o que regresaron y estuvieron allí durante las Edades del Sol:


Thingol, Melian y Lúthien

      Los elfos que renunciaron al Gran Viaje, los Avari, se instalaron en el Bosque Negro, al este de las Montañas Nubladas y Rivendel, y allí vivieron hasta la Cuarta Edad del Sol. Vestían ropas verdes y marrones en tonos normalmente oscuros y tenían tratos con los Hombres del Lago de Esgaroth y los alrededores del mar de Rhûn.

     Y como se cuenta en los relatos que hablan del Gran Viaje, Elwë Singollo condujo a los elfos Teleri a través de la Tierra Media hasta que acamparon en Gelion, y el Rey se internó en el bosque de Nan Elmoth y desapareció. Entonces, Olwë, el hermano del Rey siguió con la mayor parte de los Teleri hacia las Tierras Imperecederas, y unos quedaron en los Puertos Grises y otros llegaron hasta Aman, construyendo allí Aqualondë. Mientras tanto, el grupo que se quedó por si Elwë aparecía permanecieron en Beleriand y se llamaron a sí mismos eglath, los «abandonados».

Celeborn en Lothlórien

     A la larga, los eglath se vieron recompensados, porque Elwë Singollo regresó por fin del bosque, y con él apareció Melian la Maia, de la que se había enamorado en el bosque, ahora reina y esposa de Elwë. La luz que emanaba de su rostro era brillante y hermosa, y los eglath la adoraron y estuvieron satisfechos de tener una Maia como Reina.

     Acostumbrado a las tierras y los bosques de Beleriand, Elwë decidió quedarse allí y crear un reino. Para él, la luz del rostro de Melian era mucho más hermosa que la luz de los Árboles que le prometían los Valar. Así se creó un nuevo reino al norte de Arnor (muy al norte de la Comarca), y sus habitantes recibieron el nombre de Sindar, los «elfos grises».

Galadriel, con Frodo y Sam, mostrándoles su Espejo     En las Edades de las Estrellas, los Sindar se convirtieron en el más importante de los pueblos élficos en las Tierra Media. Encontraron a aquellos Teleri que no quisieron embarcar hacia Aman cuando llegaron a las costas, llamados los falathrim, que vivían en los Puertos Grises, y ese pueblo, junto con su señor Círdan, dio la bienvenida al rey que había retornado y le juró fidelidad. Lo mismo ocurrió con algunos elfos que después de las guerras entre los elfos y Morgoth sobrevivieron. Con el tiempo, los Sindar desarrollaron una nueva lengua, y en ella el nombre de su rey ya no fue Elwë Singollo, sino Elu Thingol, «Rey Mantogrís». Elu Thingol y Melian tuvieron una hija que se llamó Lúthien, y las leyendas dicen que fue la criatura más hermosa que jamás existió. En las Edades de las Estrellas, los enanos salieron de las Montañas Azules en son de paz para comerciar con los elfos de Beleriand. Con la ayuda de los enanos, se edificó la mayor ciudad élfica de la Tierra Media: Menegroth.

     Pero las pacíficas Edades bajo las Estrellas tocaban a su fin. Por eso Melian realizó un poderoso sortilegio y tejió un encantamiento en el gran bosque de Doriath, en torno a Menegroth, y el reino sindarin se convirtió en un reino oculto. Este encantamiento se llamó la Cintura de Melian, y ningún mal podía romper el sortilegio desde el exterior, y todo mal se perdía antes de poder entrar.Elrohir, hijo de Elrond

     Tal y como se narra en la historia de Lúthien y Beren, un gran daño llegó de manera inesperada desde el interior del reino. Porque se presentó ante Thingol un miembro de la raza humana, llamado Beren, y le pidió la mano de Lúthien. Thingol despreciaba a los mortales, pero, en lugar de matarlo, le impuso a Beren una misión imposible: Beren debería arrancar un Silmaril de la corona de hierro de Morgoth y llevárselo a Thingol.

     En una increíble hazaña, Beren, con la ayuda de Lúthien y del sabueso Huan, cumplió su misión, pero Thingol, con el Silmaril en las manos no sólo atrajo sobre sí la ira de Morgoth, sino también la de los enanos que vivían en el reino oculto. Éstos, por codicia del Silmaril mataron a Thingol y se quedaron con la joya. Por esto, Melian retiró el hechizo del ocultamiento del reino y abandonó la Tierra Media. Al quedar el reino al descubierto, quedaron indefensos a todos los ataques, entonces los enanos saquearon la ciudad élfica. Algunos Sindar fueron durante la Segunda Edad del Sol hacia las Tierras Imperecederas, pero otros se quedaron en Rivendel, con Elrond el Medio Elfo o se dispersaron por los Puertos Grises, con Cirdan el Constructor de Barcos.

Legolas del Bosqueverde     Por otra parte, después de la Guerra de las Joyas, cuando los Valar destruyeron a Melkor para siempre, algunos elfos se volvieron a las Tierras Imperecederas. Gil–Galad, nieto de Fingolfin, hijo del Rey Noldor Finwë estableció el único gran reino de los Noldor en la Tierra Media, y lo hizo en la única zona de Beleriand que no quedó devastada después del las Guerras, Lindon, al norte de los Puertos Grises (noroeste de la Comarca), y allí se refugió Galadriel, nieta de Finwë, y Elrond y Elros entre otros. Melkor se había ido para siempre, pero dejó sobre la Tierra Media a su terrateniente, el Maia Sauron, no menos cruel que Melkor. Celebrimbor, nieto de Fëanor, salió de Lindon y se situó en Eregion, cerca de Moria (en aquellos tiempos Khazad–Dûm), y allí forjó los Anillos del poder con ayuda de un hombre misterioso que les enseñó muchas cosas, y que no era otro que Sauron. Hicieron un Anillo Único que dominaría a los Tres y que contendría gran parte del maligno poder del Maia. Cuando los elfos se enteraron que aquel hombre misterioso que tanta magia sabía era en realidad Sauron, se rebelaron contra él, y allí se libró la primera Guerra por culpa de los Anillos, y Sauron arrasó Eregion. Celebrimbor logró refugiarse en Imladris (Rivendel) con otros pocos sobrevivientes.

     Algunos Noldor y Sindar, con Galadriel y Celeborn a la cabeza se situaron en Lothlórien cuando Sauron volvió a la Tierra Media después de que hubiera sido capturado por los Numenoreanos. El Señor Oscuro volvió a las armas y mató a Gil–Galad y al Rey de los Dunedáin de Númenor, Elendil. Pero los Numenoreanos y los elfos ganaron aquella guerra porque Isildur, hijo de Elendil consiguió el Anillo Único al cortarle el dedo.

     Cuando el Anillo reapareció en la Historia de Arda todos los elfos, tanto los elfos galadhrim ("pueblo de los árboles") de los bosques de Lórien, como la diversidad de linajes élficos que vivía en paz en Rivendel, sin olvidar los elfos silvanos del Bosque Negro ni los elfos falathrim ("elfos de las olas") en los Puertos Grises, todos los elfos de la Tierra Media se unieron contra Sauron para destruir el Anillo único. Los elfos silvanos enviaron a Legolas como representante de los Elfos del Bosque Negro, los galadhrim recogieron a la Compañía del Anillo y les dieron regalos profetizando su victoria y en Rivendel se planeó la Gran Empresa contra el Anillo Único. Los falathrim de los Puertos Grises poco hicieron contra el Anillo que no fuera defender la Comarca y Arnor junto con algunos grupos de elfos que iban de bosque en bosque y con los Dúnedain que quedaban en Arnor (montaraces) de los siervos del enemigo o de cualquier mal que se acercara a esa Comarca, donde se decía que estaba el Anillo. El motivo fue porque los elfos de los Puertos Grises preparaban otro "Gran Viaje", que llevaría a todos los Elfos que quedaban en la Tierra Media a finales de la Tercera Edad del Sol por fin hacia las Tierras Imperecederas, cuando Sauron fuera destruido, cuando el Anillo hubiera despejado de mal la Tierra Media. Con todo esto, llegó la Guerra del Anillo, en la que, como hemos dicho, el elfo más famoso fue Legolas, hijo de Thranduil. Legolas fue uno de los nueve héroes de la Comunidad del Anillo y tras la Guerra del Anillo fundó una última colonia de elfos en las hermosas arboledas de Ithilien, en Gondor.

     Cuando el Reino del Señor Oscuro sucumbió ante las fuerzas de hombres, elfos, enanos, hobbits y otros seres fantásticos de Arda que querían la paz, todos los elfos dejaron la Tierra Media. O casi todos, porque Arwen Undómiel se quedó por amor con Aragorn II renunciando al don de la inmortalidad, como se cuenta en los Anales de los Reyes y Gobernadores de Gondor, y en la Historia Élfica General, y el Sitio de Aragorn, en esta página...

  Siguiente: Secretos Élficos

 SIGUIENTE

índice/info elfo/general/elfos aman/elfos t. media/historia de hoy/secretos/el otro lado/diccionario/aragorn /

después guerra/tributo camelot/tablón anuncios/links/actualizaciones/contactar/nombres

Álvaro Gómez, todos los derechos reservados (1998 - 2006)
Texto redactado por Aragorn III de Camelot
Música medieval tradicional
Agradecimientos a los elfos, que en algún sitio seguirán estando...